domingo, 10 de noviembre de 2013

Con amor y un blog

Hola! 
¿Hay alguien ahí?
Que raro es esto de escribir en un blog, no sabes bien bien quien habrá detrás leyendote... jeje.
Ya hace tiempo que me rondaba en la cabeza la idea, pero no ha sido hasta ahora que me he lanzado (todo se ha de decir: por la insistencia de mi marido y una amiga).
Y es que a mi me gusta hacer muchas cositas, sobre todo cocinar, pero también cosillas DIY... y siempre siempre con amor, mucho amor (soy así de amorosa).
Cuando pensaba en esta primera entrada se me ocurrían tantas cosas que poner que no sabía por cual empezar, así que empezaré con un pastelito que he preparado hoy mismo.
Pastel de chocolate con mousse de castañas a la vainilla y frutos rojos.

Hace unos días fue el cumple de mi madre y le quería hacer un pastel "diferente".

(Seguramente la iré mencionando bastante porque ella es La Cocinera de la familia y seguramente mi pasión por la cocina viene por ella, y por mi abuelo claro, el era El Cocinero de la familia).
Mi afición por la cocina viene ya de hace tiempo, pero la de los pasteles hace cosa de 1 año para aquí...y en este año he hecho muchos tipos de pasteles, pero para ella exclusivamente este era el primero que  hacía,y por eso quería que fuera original, original y sin fondant porque a ella no le gusta mucho el sabor.
La verdad es que ha quedado riquísimo, y visualmente era expectacular.
La inspiración me vino de Call me cupcake! a los que conocí por muymolon (me encantan, y me hacen descubrir sitios webs increíbles). La inspiración fue solo de estética por eso, porque al estar todo en inglés decidí que ya haría yo a mi manera el pastel. 2 bizcochos de chocolate, y la mousse...pues mirando en un sitio y en otro...mezclando recetas y improvisando (me encanta improvisar)...voilà!

Mousse de castañas:
-200gr de castañas peladas
-200 ml de leche
-120gr de azúcar
-1 cucharadíta de extracto de vainilla
-1 pizca de sal

-200gr de nata para montar

-4claras de huevo

Primero ponemos las castañas peladas en agua a hervir, 10 minutos.

Retiramos la segunda piel de la castaña (antes de que se enfríe del todo porque si no cuesta un poquito)
Ahora ponemos las castañas con la leche, el azúcar,el extracto de vainilla y la pizca de sal a hervir durante unos 20 minutos.
Trituramos y dejamos enfriar en la nevera hasta que lo necesitemos.
Por un lado montamos la nata, y por otro las claras de huevo al punto de nieve. Cuando las tenemos mezclaremos con la nata la crema de castañas que tenemos en la nevera, y luego iremos incorporandole las claras a punto de nieve poco a poco. Yo le he puesto una cucharadíta de café de coñac (no me gusta el sabor a nata, y me da la sensación de que un poco de alcohol le mata el sabor).
Dejar en la nevera hasta que se vaya a utilizar.

Antes os hablaba de que a mi madre no le gusta el sabor del fondant, y que por eso no le había hecho uno así...pero hoy ha sido muy gracioso que cuando mi sobri ha visto el pastel me ha preguntado:y por que no se lo has hecho de las Monster High  a la yaya???!! Y es que en septiembre fue su cumple y le hice este pastel tan rechulo y ideal para una princesita de 6 años fan de las Monsters estas...

Aquí os lo dejo para que lo veáis.


Un besito y hasta la próxima entrada, con amor y...




Publicar un comentario